La formación y la digitalización serán los pilares de crecimiento económico durante los próximos años

La digitalización: un factor clave

La implementación de sistemas inteligentes basados en datos está suponiendo un cambio irreversible de la estructura organizativa de la empresa y, por tanto, de la conformación del trabajo. La crisis de Covid-19 ha reforzado la importancia de la digitalización, que aparece como una de las claves para poner fin a la crisis.

La formación, que siempre ha sido un factor fundamental para el crecimiento y desarrollo de la empresa, se ha visto reforzada en esta crisis sobrevenida por el COVID-19. Las empresas con mayores y mejores niveles de formación serán las que obtengan mejores resultados.

La importancia de la formación para los nuevos tiempos

Concebimos la formación como una inversión cargada de presente y de futuro para la empresa y el empleo. Un empleo estable y de calidad, donde la capacidad de crear y de innovar se multiplica. También, como no, es un factor fundamental de empleabilidad.

El Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia que recientemente presentó el gobierno plantea una serie de líneas estratégicas de apoyo a la modernización del tejido empresarial, impulsando su internacionalización, la renovación del capital tecnológico, su adaptación a la transición ecológica, y su digitalización.

Por tanto, digitalización y formación son las dos caras de una misma moneda, convirtiéndose la formación en un elemento estratégico de cambio y para seguir avanzando.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Personalización de Cookies
Privacidad