en-que-consiste-el-burnout-y-como-afecta-a-tu-vida-laboral

Burnout: en qué consiste y cómo puede afectar a tu vida laboral

La Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoció oficialmente hace aproximadamente un año el síndrome de Burnout o de degaste profesional como una enfermedad. Desde entonces este término no ha dejado de estar de boca en boca, pero ¿conoces realmente qué es o cuáles son sus causas? En este post trataremos de resolver todas tus dudas y ofrecerte unas pequeñas pautas para que puedas identificarlo y ponerle solución.

a-que-llamamos-burnout

Índice

¿En qué consiste el síndrome de burnout?

El síndrome del trabajador quemado es una enfermedad fruto del estrés laboral continuado que termina convirtiéndose en crónico. Quienes la padecen viven inmersos en un estado de agotamiento mental y físico total que llega a afectar a su autoestima, personalidad y forma de actuar; ya que lleva al trabajador a perder el interés y adoptar una actitud negativa hacia su puesto de trabajo.

burnout-y-estres-laboral

Burnout y estrés laboral

Estrés laboral no es sinónimo de burnout, pero éste sí que tiene una vinculación directa con el mismo como hemos visto. Es normal sentir estrés y por hacerlo no vas a convertirte en un “trabajador quemado”. Un trabajador sufre desgaste profesional cuando este estrés se prolonga en el tiempo y no existe un margen de recuperación que permita a la persona recuperar la calma y el control de su cuerpo y de su mente.

A lo largo de la pandemia hemos visto como este síndrome empezó afectando a los profesionales del sector sanitario hasta llegar a extenderse a otros trabajadores que han visto cómo sus vidas han dado un vuelco desde que el teletrabajo ha entrado en ellas convirtiéndoles en trabajadores a tiempo completo.

Los profesionales del sector sanitario y el síndrome del trabajador quemado

Las extensas jornadas de trabajo, la falta de descanso, las escasas perspectivas de encontrar una solución temprana y efectiva o sentir que sus esfuerzos no sirven de nada han llevado a muchos trabajadores del sector sanitario a sentirse desbordados, emocional y físicamente agotados. Sus niveles de estrés se han disparado y no han contado con las medidas necesarias para lograr paliarlos.

Estudios como el del Laboratorio de Psicología del trabajo y Estudios de la seguridad de la Universidad Complutense de Madrid lo avalan, demostrando que en torno al 40% de los sanitarios de nuestro país han sufrido y sufren el burnout.

Teletrabajo y burnout

Algo similar sucede en el caso de los teletrabajadores, muchos de los cuales ni siquiera se habían planteado o conocían la posibilidad de realizar sus tareas laborales de forma remota y se han visto superados e incapaces de establecer límites entre el tiempo y los espacios de ocio y trabajo, llegando a sentirse absorbidos y permanentemente conectados a su puesto de trabajo.

A esto habría que sumarle el clima derivado de la emergencia sanitaria, en el cual sentimientos como la soledad, el aislamiento y la imposibilidad de salir al exterior favorecieron ya de por sí un incremento de trastornos emocionales como la depresión o la ansiedad, también muy vinculados con el burnout.

sector-sanitario-burnout

Cómo identificar el síndrome de burnout: principales síntomas

Profesionales del mundo de la salud mental y los recursos humanos establecen los siguientes síntomas como los más comunes entre las personas que sufren desgaste profesional:

  • Problemas de concentración y memoria

Como ya hemos mencionado, es habitual que muchas de las personas que se ven afectadas por el burnout también sufran a causa de ello trastornos como la ansiedad o la depresión. Uno de los síntomas más habituales de la depresión es precisamente éste, un cerebro deprimido no procesa la información de la misma forma, el sentimiento constante de incapacidad, abatimiento y profunda tristeza lo bloquea, impidiendo que desarrolle con normalidad sus funciones y, por lo tanto, provocan un descenso en la productividad laboral del empleado.

  • Baja autoestima

El estrés acumulado y la falta de concentración provocan un aumento de los errores cometidos por el trabajador, quien  a su vez se muestra cada vez más inseguro y cercano al fracaso.

  • Desmotivación

Sentimientos como el fracaso, la falta de descanso y de realización profesional llevan al afectado a perder el interés por el puesto que está desempeñando. No logra ver una meta positiva a la que agarrarse.

  • Despersonalización y cinismo

La falta de interés a su vez produce un cambio en el comportamiento de la persona, mostrándose indiferente y nada comprometido con su trabajo y entorno laboral en general.

  • Aislamiento social

El empleado se muestra cada vez más irritable, frío y distante tanto con sus compañeros como con aquellos a los que atiende si lleva a cabo su labor de cara al público. Este cambio también es apreciado por su círculo más cercano, pues termina por afectar también a cómo se comporta en su vida personal. Éste es otro síntoma muy ligado a la depresión, pues el afectado, desbordado por la situación, pierde las ganas de comunicarse y relacionarse con el resto.

  • Agotamiento mental y físico

Toda esta sobrecarga fruto del estrés se traduce en una sensación de fatiga y cansancio extremo constantes tanto a nivel mental como físico. Un estrés que no permite descansar adecuadamente al afectado, quien también sufre en muchos casos episodios de ansiedad que terminan por agotarlo. Su cerebro se encuentra al límite y necesita un descanso.

Aquí si podemos diferenciar aquellos casos que sufren depresión de los que no, mientras que aquellos con síntomas depresivos se sienten agotados desde que se levantan, los trabajadores quemados van acumulando ese cansancio a medida que se ven más expuestos a situaciones que prolongan su estrés.

Cuáles son las causas del burnout

No existe una única causa o explicación para el burnout, sino que generalmente es resultado de muchos factores que afectan al trabajador en su entorno laboral. Algunos de ellos pueden ser:

  • Verse continuamente expuestos a una carga de trabajo elevada.
  • Trabajar en un sector o desempeñar un puesto de trabajo que no satisface al trabajador, pero que se ve forzado a mantener.
  • Sentirse menospreciado o verse envuelto en conflictos en su entorno de trabajo.
  • Poseer unas perspectivas muy elevadas sobre el puesto de trabajo, difíciles de alcanzar y en las que el trabajador ha basado su satisfacción profesional.
  • Dificultad para conciliar vida laboral y personal/familiar.
principales-causas-del-burnout

Cómo prevenir y tratar el burnout

Pautas para prevenir el desgaste profesional

Una vez conocidas las causas, lo más importante a la hora de prevenir el síndrome de burnout es intentar combatirlas o paliar aquellas situaciones que te impiden desconectar y salir de esa situación de estrés.

En este campo las empresas también están aportando su granito de arena, incluyendo medidas como:

  • Evitar las sobrecargas constantes de trabajo, esforzándose en equilibrar sus funciones.
  • Apostar por horarios flexibles que eviten el desgaste físico y mental de los trabajadores, permitiéndoles organizarse y adaptarse a su ritmo de vida.
  • Poner a su alcance formaciones, material y equipos que faciliten su trabajo.
  • Poner atención a la salud mental de sus trabajadores ofreciéndoles apoyo y asistencia.

Además, también puedes tomar medidas para prevenirlo:

  • Ponle límites al trabajo, tanto temporales como físicos. Organiza tu tiempo y distribuye tus tareas, una vez finalizado tu horario desconecta.
  • Actívate. Está demostrado que tanto realizar ejercicio físico como llevar a cabo actividades que te gusten y llenen tu tiempo de ocio ayuda a controlar los niveles de estrés y ayudan a tu cuerpo y tu mente a desconectar y expulsar toda la tensión acumulada.
  • Establece metas profesionales realistas y a corto plazo, así evitarás sentirse frustrado o verte abrumado por el sentimiento de fracaso.
  • Si te ves superado por la situación que vives en tu espacio de trabajo o por el trato que recibes por parte de tus compañeros y/o superiores, ¡cambia de trabajo! Sabemos que quizá no es el mejor momento y que crees que no te lo puedes permitir, pero lo primero es tu salud mental.

 

Cómo tratar el burnout

El burnout al igual que cualquier otra enfermedad o trastorno emocional tiene solución, pero recuerda que, al igual que en cualquier otro caso, lo más recomendable si sientes que puedes padecerlo y tienes dificultades para afrontar tu jornada laboral, es que acudas a un profesional. Ellos podrán ayudarte y brindarte las herramientas que te ayudarán a gestionarlo y recuperar las riendas de tu vida.

Además del apoyo psicológico que pueda aportarte un terapeuta, es importante contar con el apoyo de tu familia y amigos. Gente en la que confías, con la que puedas hablar también abiertamente de ello y pueden convertirse en una fuente de motivación para ti. No tengas miedo a compartir lo que sientes y piensas. Nadie te va a juzgar y no eres la única persona que se ve afectada por el desgaste profesional, de hecho este es uno de los pasos más importantes para normalizarlo y salir del aislamiento. De esta forma podrás descubrir que más gente de la que piensas se encuentra en la misma situación que tú.

Estos han sido todos nuestros consejos sobre el burnout y las formas de prevenirlo, pero como siempre si tienes alguna duda o idea que aportar no dudes en compartirla con nosotros, estaremos encantados de leerte. 🙂

Cursos relacionados

No hay cursos relacionados en este momento
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Personalización de Cookies
Privacidad